atención telefónica

Cotillón en Lavalle

Encontrar Cotillón en Lavalle es una de las tareas de compra minorista que cuenta con una larga tradición en Buenos Aires. La zona de Lavalle es una de las zonas típicas a la hora de adquirir Cotillón (Cotillón Lavalle), por lo que muchas personas recurren a este lugar para hacer sus compras.

La zona de Lavalle está ubicada en el epicentro de la ciudad de Buenos Aires, por lo que su acceso suele resultar bastante traumático, con transporte colapsado y ritmo frenético. Es por ello que muchos compradores de cotillón han comenzado recurrir a la compra online de cotillón o a otras zonas geográficas.

Lavalle es una calle muy popular de Buenos Aires y es peatonal desde Avenida Leandro N. Alem hasta Carlos Pelllegrini. Se ubica en la zona conocida como microcentro, centro o downtown de la Ciudad de Buenos Aires, Argentina. En sus alrededores hubo, especialmente en el pasado, tradicionales comercios dedicados a la venta masiva de cotillón.

Conocida históricamente como “la calle de los cines”, la calle Lavalle ha sufrido desde la década del '90 una paulatina decadencia, cerrando poco a poco cines, locales gastronómicos y espacios dedicados al cotillón.

La decadencia de la calle Lavalle comenzó en los años tempranos de la década de 1970, pero se aceleró en los años '90 con la llegada de los centros comerciales o shoppings, los cuales contaba además con complejos de cines, compitiendo fuertemente con los tradicionales cines de la calle Lavalle. De la mano de esa decadencia, muchos otros negocios y rubros, como el del cotillón, acompañaron la tendencia declinante.

En los tiempos que corren, según Wikipedia, “en el área de Lavalle abundan las “whiskerías”, cabarets que han sido denunciados por robo y estafa a clientes en muchas oportunidades. En 2010, había en todo el microcentro porteño 30 de estos locales.”

La zona de Lavalle se encuentra al día de hoy atestada de autos, camionetas y personas, lo que hace difícil su acceso via subte o colectivos (las personas aseguran viajar como ganado) y muy incómodo su recorrido a pie (veredas rotas, malvivientes, sabandijas) para comprar cotillón, entre miles de personas que corren para cumplir horarios a cada momento.

Es por ello que la opción de comprar a distancia mediante sitios web como El Rey del Cotillón, en lugar de movilizarse hasta Lavalle, va ganando adeptos día a día.

Hacer Pedido

Si ya te decidiste a comprar el mejor cotillón, no dudes en contactarnos para comenzar de inmediato con nuestro amigable Proceso de Pedido, haciendo click aquí.